LISINOPRIL 20 mg + HIDROCLOROTIAZIDA 12.5 mg IF

Caja conteniendo 5 blíster con 10 tabletas c/u.

La combinación de lisinopril e hidroclorotiazida se usa para tratar la presión arterial alta. El lisinopril pertenece a una clase de medicamentos llamados inhibidores de la enzima convertidora de la angiotensina (ACE, por sus siglas en inglés). Actúa disminuyendo determinadas sustancias químicas que contraen los vasos sanguíneos, de modo que la sangre fluya mejor. La hidroclorotiazida pertenece a una clase de medicamentos llamados diuréticos (»pastillas contra la retención de agua»). Hace que los riñones eliminen del cuerpo el agua y las sales innecesarias a través de la orina.

RD$ 576.92

Descripción

Información adicional

Tratamiento de la hipertensión esencial. La combinación de dosis fijas de Lisinopril/Hidroclorotiazida está indicada en pacientes en los que la administración única de lisinopril (o hidroclorotiazida) no proporciona un control adecuado de la presión arterial.

Diuréticos ahorradores de potasio, suplementos de potasio y sustitutos de la sal: el efecto de pérdida de potasio de los diuréticos tiazídicos normalmente se ve atenuado por el efecto de conservación de potasio de lisinopril.

Litio: en general, no debe administrarse litio concomitantemente con diuréticos o inhibidores del ECA.

Antidiabéticos: La administración concomitante de inhibidores del ECA y antidiabéticos puede provocar un efecto sinérgico en la disminución de glucosa en sangre con mayor riesgo de hipoglicemia.

Fármacos anti-inflamatorios no esteroideos (AINEs): La administración concomitante con fármacos anti-inflamatorios no esteroideos (AINEs) puede reducir el efecto antihipertensivo y diurético de los inhibidores del ECA y de los diuréticos tiazídicos.

Alopurinol: La administración concomitante de inhibidores del ECA y alopurinol aumenta el riesgo de insuficiencia renal.

Ciclosporina, Lovastatina y Trimetoprim: La administración concomitante de inhibidores del ECA y es aumenta el riesgo de insuficiencia renal e hiperkaliemia.

Glicósidos digitálicos: La hiperkaliemia inducida por el tratamiento con tiazidas puede aumentar el efecto de los glicósidos digitálicos.

Sotalol: La hiperkaliemia inducida por el tratamiento con tiazidas puede aumentar el riesgo de arritmias inducidas por sotalol.

Colestiramina, colestipol: La administración concomitante de colestiramina o colestipol reduce la eliminación de tiazidas en un 85% y 43% respectivamente. Si está indicada la administración concomitante de estos fármacos y la combinación de lisinopril/hidroclorotiazida, la administración deberá espaciarse varias horas.

es_ESSpanish
0
EL CARRITO
  • No products in the cart.